Educar a tu gato sin morir en el intento

Educar a tu gato es más sencillo de lo que piensas e incluso puedes lograrlo rápidamente.

Se ha dicho en muchas ocasiones que los gatos son independientes, tercos y que no hacen caso. Sin embargo, educar a tu gato no es una tarea imposible y solo necesitaras de un poco de dedicación y paciencia para lograrlo.

A diferencia de los perros, los gatos no buscan complacer a su amo para ser feliz. Para tu minino, su propia satisfacción será más que suficiente. Por eso para educar a tu gato, debes ser tan inteligente como él y jugar bajo sus reglas, para que él pueda entenderte. Te compartimos algunos tips que podrían ayudarte en esa tarea

Dale tiempo

Para educar a tu gato primero debes ganar su confianza
Para que te entienda más fácil, primero gana su confianza.

Si tu gato es cachorro y lleva poco tiempo de llegar a casa, es importante que ganes su confianza primero. Si comienzas a educarlo y regañarlo desde el primero momento, solo lograrás que te tema.

Dale tiempo de que se adapte al nuevo espacio, de que te conozca. Pues cuando se siente en confianza, se le hes más fácil aprender. Después de algunos días, notarás que te gato se de acerca más y cuando te lamba tus manos, sabrás que estás listo para comenzar con la educación.

Si tu gato se lame, ¡Debes saber esto!

No lo castigues

Los castigos son la peor forma de educar a tu gato
Los castigos solo harán que te tema

Si, has leído bien, nunca deberías castigarlo, pues él no entenderá lo que tu quieres que él entienda. Su mente funciona de manera diferente a la nuestra y su forma de aprender es por medio de asociaciones.

Cuando lo castigas, solo está logrando que asocie el lugar de castigo con algo negativo e ignorará la razón que lo llevo ahí. Básicamente, cuando lo castigas estás perdiendo tu tiempo, y te será más difícil que tu minino entienda el comportamiento que quieres que adopte.

Reacciona de inmediato

Continuando con el punto anterior, tu gato no entenderá el motivo del regaño si lo haces media hora después de que rompió tu sofá. Seguro en esa media hora ya subió por la cortinas o subió a la mesa que no quieres que use. Pero el nunca sabrá que fue lo que hizo mal.

Por eso es importante que el regaño lo realices de inmediato, que le digas NO en el momento que realizó la acción. De esta forma el lo asociará y será fácil no volver a hacerlo. Los gatos son inteligentes y si lo corriges de la manera indicada, aprenden muy rápido.

Conoce un poco más sobre los Castigos para gatos

Usa siempre la misma palabra

Educar a tu gato es fácil
Con un simple NO bastará para que ellos te entiendan

Este punto hará que para ti sea más fácil corregirlo. Si cada que hace algo mal, siempre lo corriges con un simple “NO”, el comenzará a entender que cada que le digas esa palabra hizo algo malo.

Si por el contrario le dices Vete, no hagas eso, aléjate o cosas por el estilo, solo lo estarás confundiendo. Con solo la palabra NO bastará para que el entienda lo que está mal.

Sé coherente

No le cambies las reglas del juego a tu minino. Cómo te lo dije antes, para educarlo necesitas ser persistente y él no entiende de excepciones a la regla. él no entenderá que hay días especiales o diferentes, el solo entenderá la nueva orden.

Es decir, si no quieres que tu gato entre a una habitación, pero un día lo dejas pasar para que te haga compañía, perderás todo lo ganado. Para tu gato, esta excepción es un permiso infinito.

¡Prémialo!

Educar a tu gato por medio de premios
Hay muchos premios que puedes darle, cómo las golosinas

Este es el punto más divertido y es que hay algo que tu gato entiende muy bien y son los premios. Cuando haga algo bueno dale un premio, y claro está que pueden ser golosinas o elogios.

Hazlo en el momento que haga algo bueno y de seguro lo repetirá. Esto es un refuerzo positivo a su comportamiento correcto y es la forma en la que mejor entiende.

Si quieres conseguir golosinas para tu gato visita nuestra tienda

Como pudiste ver, los gatos son un poco diferentes de otros animales y su forma de aprender también. No hay necesidad de recurrir a los gritos o los maltratos, pues esto solo altera y estresa a tu gato.

Educar a tu gato es mucho más simple de lo que crees y si eres constante lograras resultados en poco tiempo. Recuerda que los gatos son inteligentes y en poco tiempo de entenderán.

Educar a tu gato sin morir en el intento

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll hacia arriba